José Antonio Marina candidato al Premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales 2013

J. A. Marina

Esta semana el jurado del Premio Príncipe de Asturias decide el premiado en la categoría de Ciencias Sociales de 2013. 26 candidaturas de 13 nacionalidades optan a este Premio, segundo de los ocho galardones internacionales que convoca anualmente la Fundación Príncipe de Asturias, y que este año alcanzan su XXXIII edición.

Los candidatos además de José Antonio Marina son:

  • Steven Pinker, economista y sociólogo argentino,
  • Bernardo Kliksberg, demógrafo y estadístico italiano,
  • Massimo Livi-Bacci,
  • Saskia Sassen, socióloga neerlandesa, y
  • Amartya Kumar Sen, economista indio.

Un premio que también recibió Howard Gardner el año 2011.

Felicito a José Antonio Marina, por esta candidatura y por todo su trabajo. Especialmente por uno de sus libros: La educación del talento.

José Antonio y Eva Marina, El aprendizaje de la creatividad

Marina el-aprendizaje-de-la-creatividad

José Antonio Marina Torres

“Filósofo, ensayista y pedagogo, con más de 60 libros editados”

Eva Marina

“Licenciada en ciencias de la información y directora de la Universidad de Padres”

Algunas frases que resalto de este libro:

  • Para innovar es necesaria la capacidad de ser creativo.
  • Crear es un hábito, y se puede aprender.
  • Las buenas ideas vienen de la memoria.
  • Como personas nos enfrentamos a dos tipos de problemas: heurísticos (para encontrar la solución hemos de ser creativos) y algorítmicos (para encontrar la solución seguimos una receta).
  • Educar es un problema heurístico.
  • Hay que educar nuestro cerebro para que produzca cada vez ocurrencias más buenas.
  • Crear es fruto de entrenamiento.
  • Para adquirir maestría son necesarias 10.000 horas de entrenamiento.
  • Hay que premiar lo que queremos que los niños repitan.
  • Enseñar a ser creativo no debería ser un obstáculo en la escuela  En el aprendizaje debería haber momentos heurísticos (creativos) y algorítmicos (no creativos).
  • La lectura es un medio para aprender a pensar.
  • Hay que poner en práctica lo que se aprende (mentalidad activa).

Más sobre José Antonio Marina

Más sobre la Universidad de Padres

José Antonio Marina, El cerebro infantil: la gran oportunidad

José Antonio Marina Torres

“Filósofo, ensayista y pedagogo, con más de 60 libros editados”

“La función del cerebro es dirigir el comportamiento del organismo y resolver los problemas que afectan su supervivencia y bienestar. Su objetivo es asegurar la supervivencia manteniendo las constantes vitales y una buena relación con el entorno. Para conseguirlo tiene:

  • una parte emocional, que impulsa y valora la información,
  • una parte cognitiva, que capta y elabora información,
  • una parte ejecutiva que organiza y dirige la acción mediante planes y proyectos.

No podemos prescindir de las pasiones, pero no podemos confiar en ellas. La gran educación consiste en ensamblar bien esas dos instancias. Aprovechar la energía emocional para realizar las metas racionales. Ese es el gran arte de la libertad.

El fin de la educación es ayudar al niño para que desarrolle una personalidad triunfante, capaz de aprovechar sus posibilidades, elegir bien sus metas, esforzarse por conseguirlas, disfrutar con las oportunidades y soportar los conflictos.

Sarah-Jayne Blakemore y Uta Frith: Si los ortodoncistas pueden mejorar nuestra dentadura, los profesores pueden mejorar nuestro cerebro.

Yerkes y Dodson: Cada persona tiene un nivel de activación en el que alcanza sus mejores resultados.

Judith Rich Harris: Estaba en el jardín, cuando se acercan una madre con un niño y una niña pequeños cogidos de la mano. Al acercarse mi perro empieza a ladrar. La niña se suelta de la mano y se acerca al perro. El niño se suelta para huir aterrorizado a la acera de enfrente. La madre se acerca a la niña y le dice: hay que tener miedo a los perros. Se acerca al niño y le dice: no hay que tener miedo a los perros.

Michael Merzenich: Cuando el aprendizaje se realiza de acuerdo con las leyes que gobiernan la plasticidad mental, la maquinaria cerebral puede mejorarse con mucha rapidez.

Marc Jeannerod: La plasticidad sináptica que tiene lugar en el curso del aprendizaje, en el curso del desarrollo y en el estado adulto, esculpe el cerebro de cada uno de nosotros. Nuestro cerebro es, en una parte esencial, lo que nosotros hagamos.

Chase y Ericsson: Pagaron  a un joven para pasarse una hora diaria practicando. Al cabo de 2 años había ampliado su amplitud de memoria de ocho a setenta elementos (el máximo número de elementos de una lista que se recuerdan sin errores).

Harold Rubenstein: Las relaciones tempranas alteradas hacen que el cerebro del niño consuma para afrontar el estrés, la glucosa que se podría emplear para las funciones cognitivas tempranas. La exposición precoz al estrés o a la violencia hace asimismo que el cerebro se reorganice, incremento los puntos receptores para los componentes químicos de alerta. Esto aumenta la reactividad y la presión sanguínea, y el niño será más impulsivo y agresivo. El estrés continuado afecta al cerebro.

High y Scope: Insiten en la importancia de introducir la planificación dentro de los programas de preescolar. Planificar es un mecanismo del pensamiento por el que una persona, a partir de sus intenciones, organiza sus próximas acciones. Cuando los niños pequeños planifican, parten de una intención personal, de un objetivo. Lo expresan de acuerdo con su edad o con su capacidad de comunicarse.

Wang, Haertel y Walberg: En un metaanálisis hecho sobre 11.000 factores estadísticos, se encontró que el aprendizaje activo y el planteamiento de metas personales eran los dos factores más importantes en el aprendizaje de los alumnos.

La educación debe  ayudar no sólo al desarrollo intelectual si no al desarrollo afectivo, ejecutivo, social, moral.

Educar es el único trabajo cuya finalidad es cambiar el cerebro humano cada día.

No es el buen funcionamiento del cerebro lo que produce automáticamente buenas ideas, sino las buenas ideas las que nos permiten educar un buen cerebro.

Al final siempre es la acción la que enlaza el mundo ideal con el mundo real, la que nos salva de la indefinición.

La nueva frontera educativa. Ya no puede reducirse a transmitir lo que vale la pena ser recordado, sino a suscitar lo que vale la pena ser creado”.

Yo me pregunto: si tantos expertos están de acuerdo en el funcionamiento de nuestro cerebro y desde tanto tiempo, ¿por qué no aplicamos todas estas teorías en la educación de nuestros hijos?

Referencias: José Antonio Marina

Libro: El cerebro infantil: la gran oportunidad y presentación en youtube

José Antonio Marina, Educar el talento

José Antonio Marina Torres

“Filósofo, ensayista y pedagogo, con más de 60 libros editados”

Nuestro comportamiento no está determinado por los estímulos que recibimos, sino por los proyectos que hacemos. La inteligencia depende a partes iguales de la herencia y de la educación.

La función de la inteligencia es dirigir la acción.

La Inteligencia práctica guía nuestra vida, a un nivel superior, administra y gestiona nuestros talentos, dirige proyectos, emociones, éxitos y fracasos, y está orientada a la acción. Los problemas no se resuelven cuando conozco la solución, sino cuando lo pongo en práctica.

Los grandes objetivos de la educación deberían ser:

  • La capacidad de dirigir la acción por proyectos (Inteligencia generadora).
  • La capacidad de elegir bien los proyectos (Criterios de evaluación).
  • La capacidad de realizarlos (Inteligencia ejecutiva).

“El espíritu empresarial no es aún una asignatura común o fuertemente implantada en nuestros sistemas educativos, ni se ha desarrollado de modo satisfactorio la formación de profesores sobre la materia». La visión tradicional de la escuela –ocupada de la transmisión cultural, más que de la innovación cultural– no favorece el espíritu emprendedor. Y tampoco facilita su implicación el enfoque puramente económico de esta competencia. Necesitamos escuelas emprendedoras y profesores emprendedores para poder educar alumnos emprendedores”. Y yo añado que más que emprendedores, necesitamos innovadores.

Referencias: José Antonio Marina

En educación también podemos

PROCESO

Howard Gardner, Ken Robinson, Tony Wagner, John Abott, Mel Levine, Yong Zhao, John Taylor Gatto, Richard Gerver, Roger Schank, José Antonio Marina, Mario Alonso,  Eduard Punset, Xavier Melgarejo, Ferran Ruiz, Carmen Pellicer,… y cada vez más padres, madres y maestros se dan cuenta que el sistema educativo acual fomenta:

  • Que más niños y niñas tengan dificultades de aprendizaje.
  • El abandono y el fracaso escolar.

¿Sabes qué hay otras maneras de educar? ¿Sabes qué hay escuelas donde todos los niños y niñas son felices? Los expertos hace más de 30 años que saben:

  1. Todos somos profundamente inteligentes en alguna cosa por lo que un buen sistema educativo potencia la inteligencia, el talento y la pasión de cada persona en vez de enseñar a todas las personas lo mismo en cada momento y de la misma manera.
  2. Se aprende con más fuerza y profundidad cuando nos interesa lo que hacemos. Se aprende haciendo en lugar de memorizando.

En nuestro libro “Prefiero morir a estudiar” proponemos una manera de empezar a transformar la educación: Experimenta, descubre tu pasión, entrena tu talento, crea tu profesión y sé feliz. Una nueva educación que:

  • Crea oportunidades de futuro para cada persona.
  • Ayuda a conocerse a uno mismo para saber contestar: ¿Cuál es mi talento? ¿Y mi pasión? 

Queremos transformar la educación. Y que muchas más personas sepan, promuevan y se impliquen en crear otra manera de educar. Así que a partir de hoy:

  1. Puedes descargar y leer de forma gratuita dos capítulos de nuestro libro:
    • El capítulo 6: “Mamá me aburro en clase: La educación personalizada”
    • El capítulo 12: “Entrena tu talento” que incluye el método de las ideas a la acción para aprender a hacer proyectos 
    • Aquí tienes el link Prefiero morir a estudiar capitulo 6 y 12
  2. Comprar el libro en versión papel por 19€ o digital por sólo 9€.

También puedes comprar el libro en librerías.

Apúntate a ser “subversivo responsable” en educación en la comunidad de Prefiero morir a estudiar en Facebook o en cualquier foro de debate sobre educación.

El libro “Prefiero morir a estudiar”

PORTADA_PREFIERO MORIR corto“Prefiero morir a estudiar” es una frase de un niño de 12 años que ha inspirado el título del libro que estamos escribiendo Silvia Gironès y Javier Sánchez.

Pero no es solo la frase de un niño la que ha inspirado este libro. Hace poco escuché a un padre que afirmaba: “el único deber de mi hijo es aprobar”.

Yo sugiero a este padre escuchar a Ken Robinson y a Howard Gardner, a José Antonio Marina y a Mario Alonso, para reflexionar lo que yo he aprendido leyéndolos: la educación es responsabilidad de todos, no sólo de la escuela, y todos somos responsables de enseñar a nuestros hijos e hijas a encontrar su pasión para ser felices. Y esa pasión y esa felicidad no se encontrará nunca haciendo exámenes de asignaturas diseñadas en el siglo pasado. Recordad que genios como Einstein,  Steve Jobs y John Lenon no encajaron en la escuela.

Para todos aquellos padres y madres interesados en dar soporte a sus hijos e hijas para descubrir su talento y entrenarlo estamos escribiendo este libro. Como padres tenemos el deber de implicarnos en el proyecto de vida de nuestros hijos e hijas. Y en este libro queremos explicaros una propuesta de cómo hacerlo.

Aún puedes hacer tu aportación, leer el libro antes que nadie y como mecenas saldrás en la página de agradecimientos del libro. Si quieres hacer de mecenas o más información puedes contactar directamente con nosotros: silvia.girones@gmail.com o javier.sanchez9@gmail.com

También te proponemos participar para decidir el título definitivo del libro respondiendo esta encuesta.

Nota de prena en castellano Nota prensa libro Prefiero morir a estudiar 2013-07-22 es

Nota de prensa en catalán Nota prensa libro Prefiero morir a estudiar 2013-07-22 cat

Maestros, estudiantes y familias de EEUU contra los exámenes estandarizados

Este post está basado en un artículo publicado por questiondigital.com titulado “Fracaso colosal, la reforma a la educación en EEUU: maestros, alumnos y padres logran reventar el esquema” escrito por David Brooks.

Ya hace demasiado tiempo que en el sistema educativo se utilizan como medida del progreso académico de los estudiantes los exámenes estandarizados.

Todos los expertos en educación: Robinson, Marina, Gardner, Wagner y escuelas punteras como el Col.legi Montserrat o metodologías como la que se incluye en el libro “Aprender a emprender” para evaluar las competencias adquiridas por los alumnos en capacidad emprendedora de la FPdGi y Planeta promueven la educación personalizada y basada en la combinación de inteligencias de cada persona.

Demasiados políticos pretenden aún hacer reformas a la educación reduciendo la enseñanza y el aprendizaje a una sola calificación. 

“Estamos en contra de evaluaciones que no son culturalmente relevantes, no alineadas con nuestro currículum, y que no promueven el tipo de capacidades que creemos son necesarias en el mundo hoy”.

Más información

Presentación del libro “Aprender a emprender” de la FPdGi

libro FPdGi 2013-02

El miércoles 20 de febrero del 2013 se presentó el libro “Aprender a emprender” promovido por la Fundación Príncipe de Girona y editado por Aula Planeta. La presentación contó con varios de los autores José Antonio Marina, Luisa Alemany y José Manuel Díaz-Pericles.

Fue un placer escuchar sus intervenciones y reflexiones. Y felicito a FPdGi por promover esta iniciativa que pretende ser una guía de evaluación de la capacidad de emprender. Y animo a seguir con el proyecto de llevarlo a la acción.

Me gustó el sueño de Pericles. Ya que yo tengo el mismo: “Todos los estudiantes en cualquier etapa educativa tienen dos horas a la semana de emprendeduría”.

El libro propone educar el talento emprendedor a través del desarrollo de las siguientes competencias:

  • autonomía personal
  • liderazgo
  • innovación
  • habilidades empresariales

Por mi parte una reflexión. Educar las competencias relacionadas con las habilidades empresariales no es la única manera de entrenar la capacidad de emprender. Creo que equivocamos el foco. Porque no todos las personas pueden ser emprendedoras (crearán empresas). Es más importante entrenar la capacidad de hacer proyectos que permite descubrir y entrenar el talento individual de cada persona.


Las claves para una educación personalizada

El porqué de este blog

En todos los países del mundo la educación es una de las prioridades de todos los gobiernos. Y una preocupación para la mayoría de padres y madres. Muchos expertos, y desde hace ya más de 10 años, coinciden que en el siglo XXI es necesaria una transformación profunda de la educación. Todos estos expertos afirman que la visión de futuro es una educación más personalizada y centrada en cada uno de los individuos (learner driven) y que la experiencia educativa de cada individuo debe interactuar con el entorno.

A mí personalmente me apasionan las teorías de estos expertos: las Inteligencias Múltiples de Gardner, la Inteligencia Exitosa (succesful intelligence) de Stenberg, El Elemento de Robinson o la Inteligencia Generadora y la Inteligencia Ejecutiva de Marina. Pero ya hace tiempo que ha llegado el momento de pasar de la teoría a la práctica.

Así que nuestro gran objetivo es conseguir que tanto en las escuelas, formación profesional, institutos, universidades, postgrados y empresas practicáramos la educación para la acción: la gestión de la innovación, la gestión por proyectos, la creatividad, la capacidad emprendedora,… más todo lo relacionado con la inteligencia emocional.

Todas estas prácticas confluyen en una única disciplina que llevo más de 15 años enseñando. Estas disciplinas tienen una metodología común a la que yo llamo: “espiral de inteligencia generadora e inteligencia ejecutiva (SIGIE)” o a la que también podríamos llamar “de las ideas a la acción” o “pasos para innovar”.

No es nuevo hablar de introducir la gestión de proyectos en la educación. Pero sí hacerlo de forma continua y en espiral. Mi propuesta es que a partir de primaria, cada año (de forma continua), los alumnos hagan proyectos individuales o en grupo que ellos mismos elijan y de forma que cada año, se amplíe la dificultad de los proyectos y la profundidad de los entregables (en espiral). El proceso de ir de las ideas a la acción son un conjunto de actividades que pueden aprender los maestros y entender todos los alumnos.

La clave para la transformación hacia una educación personalizada es descubrir los talentos individuales de cada niño, colocar a los estudiantes en un entorno en el que quieran aprender y les permita descubrir de forma natural sus verdaderas pasiones y entrenarlas con el método de las ideas a la acción.